• Lucía Díaz Jiménez

EL DESIERTO DEL KGALAGADI, SUDÁFRICA

El Kgalagadi Transfrontier Park es un parque nacional poco conocido para los viajeros internacionales, pero que en Sudáfrica es muy valorado


Está situado en el triángulo que forma la conexión entre Namibia, Sudáfrica y Botswana, y forma parte del desierto de Kalahari.


Aunque parezca mentira, en esta zona desértica son capaces de vivir cientos de animales que se han adaptado al clima tan extremo de la zona, y hacer safari aquí te permite la posibilidad de ver especies que no se dan en parques más conocidos como Kruger.

El paisaje consta de pequeñas dunas rojizas cubiertas de vegetación y la zona de Sudáfrica, que es la más visitada, está rodeada por dos ríos que es donde se encuentran la mayoría de los animales.

Entre los mamíferos que podemos encontrar se encuentran los famosos leones de melena negra, las hienas marrones, los oryx del desierto y muchos springboks, que son los antílopes más populares de Sudáfrica.



Además, en la época de lluvias el desierto se llena de cientos de pájaros y aves rapaces diferentes, y es maravilloso ver cómo el desierto, normalmente amarillo, adquiere un color verde lleno de vida.

Para llegar a esta zona tan remota de Sudáfrica existe la posibilidad de alquilar un coche 4x4 y conducir desde Johannesburgo, Ciudad del Cabo, o ya más cerca la ciudad del Upington. Para los que no quieran conducir podemos gestionar los traslados desde Upington.

Dentro del Kgalagadi hay dos tipos de alojamientos, los que pertenecen a parques nacionales y son gestionados por ellos, y un lodge privado que gestiona la tribu local de la zona y del que se benefician directamente.

Los alojamientos gestionados por Sanparks (parque nacionales de Sudáfrica), son todos de autoservicio. Ninguno sirve comidas, por lo que hay que ser completamente autónomo y llevar todos los alimentos. Hay una tienda donde se pueden comprar productos básicos, y también existe un restaurante pero que actualmente está cerrado debido al Covid. Si te alojas en estos alojamientos, los safaris los haces en tu propio coche o bien puedes contratar un safari con los rangers de parques nacionales.

El lodge privado que se encuentra dentro del Kgalagadi se llama Xaus Lodge, y es un alojamiento más al uso, donde están incluidas todas las comidas y los safaris.



Está situado en una zona remota del parque dentro de su propia concesión privada, lo que le permite hacer safaris sin otros coches en la zona.

Todas las habitaciones se encuentran en hilera mirando a una charca de agua (normalmente seca puesto que estamos en el desierto), pero que tiene un pequeño pozo artificial al que los animales van a beber habitualmente.


Uno de los puntos fuertes de alojarse en Xaus Lodge es poder disfrutar del cielo africano como nunca antes visto. Al encontrarse en un alto y mirando a la charca, por la noche se puede ver toda la bóveda celeste descubriendo un universo de estrellas absolutamente único.

Hay que tener en cuenta que este destino no es para los viajeros que vengan por primera vez a África puesto que el número de animales en los safaris, es más limitado que en otras zonas de África donde tienen más comida.


Pero sin duda lo recomendamos para todos aquellos viajeros que buscan un paso más en la lista de destinos por descubrir de África.





21 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo